Brunch es un anglicismo que surge de la combinación de las palabras breakfast & lunch. Se trata de un almuerzo que quedaría en una franja horaria intermedia entre el desayuno y la comida de mediodía.

Cuando más se estila es en esos días en los que te levantas demasiado tarde para desayunar pero es todavía temprano para hacer una gran comida.

Aunque este concepto es bastante nuevo en nuestra sociedad, se ha logrado popularizar gracias a lo práctico y rico que resulta.

Historia del brunch

El origen del brunch es inglés. Proviene de la clase alta británica de finales del siglo XIX. Más tarde, también se extendió la costumbre a Estados Unidos debido a los tratos comerciales que los mantenían conectados. Con la globalización, este fenómeno poco a poco se ha ido haciendo paso en otros países… ¡hasta llegar al nuestro!

¿Qué se come en un brunch?

  • Frutas. En brocheta y en zumos, ricas en antioxidantes y vitaminas, que limpian el organismo y sientan de maravilla.

  • Huevos. Los huevos fritos son un clásico del brunch. Es el plato caliente que se puede mezclar con bacon o jamón para un sabor completo. Si no te acaban de convencer fritos también se pueden tomar en forma de tortilla.

  • Pan, tortitas, crêpes… Cualquier receta a base de harina, que además de estar riquísima, le da más consistencia a la comida.

  • El toque dulce no puede faltar. En Segons Mercat ponemos a disposición de los comensales un surtido de pastas, además de nuestras 15 deliciosas tartas que dan un toque especial y único a nuestra propuesta.

  • Y para rematar, un café o una infusión siempre son el broche de oro. Apetece, ¿verdad?

Cómo degustar el Brunch ideal cerca de Plaza Catalunya

La localización es un plus

Y si a todo lo que te hemos contado, le sumas la posibilidad de hacerlo en el corazón de Barcelona… La experiencia no tiene precio.

Pásate por Segons Mercat y concédete tu momento Brunch cerca de Plaza Catalunya.